Gastos de constitucion contabilidad

Tratamiento contable de los gastos de constitución en canadá

La amortización de los gastos preliminares incurridos antes del inicio de la actividad, la ampliación de un negocio existente, la creación de una nueva unidad, etc., pueden ser amortizados en virtud de la sección 35D de la Ley del Impuesto sobre la Renta de 1961.

La Ley del Impuesto sobre la Renta ordena que los gastos preliminares se amorticen igualmente durante un período de 5 años. Pero el tratamiento contable prefiere la amortización en su totalidad dentro del mismo año. Esto conduce a un problema de tiempo en la tributación, donde el contribuyente está ofreciendo más ingresos a los impuestos y pagará menos impuestos en el futuro (ya que 1/5 de la deducción se permite a lo largo de 5 años). Por lo tanto, se producirá la creación de un Activo por Impuestos Directos (DTA) por los gastos preliminares que se amorticen y el contribuyente debe tenerlo en cuenta.

Tratamiento contable de los gastos de constitución

La amortización de los gastos preliminares incurridos antes del inicio de la actividad, la ampliación de un negocio existente, la creación de una nueva unidad, etc., son elegibles para ser amortizados en virtud de la sección 35D de la Ley del Impuesto sobre la Renta, 1961.

La Ley del Impuesto sobre la Renta ordena que los gastos preliminares se amorticen igualmente durante un período de 5 años. Pero el tratamiento contable prefiere la amortización en su totalidad dentro del mismo año. Esto conduce a un problema de tiempo en la tributación, donde el contribuyente está ofreciendo más ingresos a los impuestos y pagará menos impuestos en el futuro (ya que 1/5 de la deducción se permite a lo largo de 5 años). Por lo tanto, se producirá la creación de un Activo por Impuestos Directos (DTA) por los gastos preliminares que se amorticen y el contribuyente debe tenerlo en cuenta.

Gastos de incorporación en el balance

Los gastos preliminares son los gastos en los que se incurre antes de la constitución de una empresa o LLP, normalmente son los gastos en los que incurren los fundadores/promotores de la empresa a cuenta de los honorarios gubernamentales y profesionales pagados al consultor mientras se constituye la empresa. Los informes del proyecto preparados para evaluar la viabilidad del negocio como tal y los gastos incurridos para la construcción de la marca de la empresa mientras el proceso de incorporación está en marcha.

Teniendo en cuenta que los gastos preliminares no se traducen en ningún activo físico o tangible, lo que elimina cualquier posibilidad de depreciación a registrar en los libros. Para la vida útil de los activos. La Ley de Sociedades y el Anexo VI prevén el reconocimiento de 1/5 del total de los gastos preliminares cada año durante cinco años consecutivos. Para registrar esta operación se realizan los siguientes asientos contables.

Como se ha explicado anteriormente, los gastos preliminares pueden amortizarse en un plazo de cinco años, sin embargo, según el artículo 35 de la Ley del Impuesto sobre la Renta de 1961, el total de los gastos preliminares no puede ser superior al 5 % del capital empleado, que puede amortizarse en cinco plazos iguales, lo que también significa que una empresa no puede amortizar los gastos preliminares más del 1 % del capital empleado en un año. En el momento de calcular la base imponible, la empresa debe añadir los gastos preliminares amortizados en el balance que se prepara siguiendo las disposiciones de la Ley de Sociedades de 2013 y deducir los gastos preliminares como 1/5 del 5% del capital empleado.

Contabilidad de los costes de constitución

Los costes de constitución son los gastos en los que incurre una empresa antes de iniciar su actividad. Todas las empresas requieren dinero para constituirse -incluso las formas empresariales LLC y LLP tienen tasas-, pero los tipos de tasas pueden variar según la empresa.

Los costes de puesta en marcha se producen incluso antes de que la empresa comience a funcionar, por lo que es importante tenerlos en cuenta a la hora de elaborar el presupuesto de su nueva empresa. Con un poco de investigación, debería ser capaz de elaborar una estimación de lo que serán.

En el caso de las empresas, los gastos de organización pueden deducirse durante un periodo de 60 meses. Si elige esta opción, los gastos incurridos antes del final del primer año fiscal pueden tomarse como deducciones en cuotas iguales durante el tiempo elegido. Si no elige esta opción, los gastos se capitalizarán, por lo que serán irrecuperables hasta la liquidación.

La contabilidad financiera agrupa todos los gastos de puesta en marcha en una sola categoría, pero la contabilidad a efectos fiscales es mucho más compleja.  A veces, el contribuyente puede elegir las categorías en las que se encuadran los gastos específicos, pero otras veces no puede hacerlo. Por eso es importante encontrar las formas más beneficiosas de clasificar los gastos.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad